Estereofonía, algoritmos y cha cha cha: La creación de obras para conjunto de bronces en Argentina durante la década del sesenta

Entre 1963 y 1971, en Buenos Aires, los compositores becarios del Centro Latinoamericano de Altos Estudios Musicales (CLAEM) del Instituto Torcuato Di Tella crearon más de cien obras para instrumentos solistas, sonidos electrónicos y distintas agrupaciones vocales e instrumentales con estéticas más o menos ligadas a las vanguardias del momento. El orgánico de la mayoría de estas composiciones está formado por un instrumental diverso y es recurrente el uso de la voz. El resto de las obras, en cantidades medianamente equilibradas, son para piano solo, cuerdas, vientos o electroacústicas. Si bien los compositores utilizaron vientos en muchas de las obras para ensamble, se destaca la predilección por las maderas antes que los bronces. A pesar de esto, las seis obras creadas para conjunto de vientos se dividen en partes iguales entre las maderas y los metales. Más allá de cuestiones prácticas que pudieron favorecer una u otra elección—como la disponibilidad de los instrumentistas—, se considera relevante que las tres obras para ensamble de bronces corresponden a compositores argentinos y, además, están dentro del conjunto de composiciones que explora poéticas directamente vinculadas con el material sonoro. Cuarto cuarteto (1964) de Alcides Lanza, Entropías (1965) de Mariano Etkin y magma I (1966-67) de Graciela Paraskevaídis plantean una compleja y multi-referencial estructura sonora, tanto para los intérpretes como para el auditorio. El objetivo de este trabajo es desentrañar algunas de las estrategias constructivas de los compositores y las posibles fuentes que participaron en el proceso creativo y significante de las obras. Junto al discernimiento del tratamiento de alturas y organización general de las obras, esta presentación expone algunos elementos contextuales que pudieron intervenir en la particular escucha de los autores y en el proceso de recepción estilística, tales como clases especiales y el contacto con ciertas músicas de difusión masiva y especializada.